octubre 25, 2020

Suplementos de colágeno ¿moda o salud?

Autor: Laura M. Moreta Monegro. Estudiante de cuarto año de la universidad nacional Pedro Henriquez Ureña(UNPHU).

Hoy en día se ha hecho muy popular la comercialización de suplementos de colágeno prometiendo tanto la belleza como el rejuvenecimiento de la piel, energía, fuerza en las articulaciones, entre otras propuestas. Por tanto, parece apropiado comprobar si estos suplementos son realmente efectivos.

El colágeno es una proteína estructural que refuerza, sostiene, da forma y resistencia a todos los tejidos y órganos. Se encuentra especialmente en huesos, tendones, dientes, piel, vasos sanguíneos y córnea.1

Durante mucho tiempo, el colágeno fue considerado una proteína de bajo valor biológico, debido a su bajo contenido en aminoácidos (AA) esenciales (aquellos que nuestras células no pueden obtener transformando otros AA procedentes de la ingesta, por lo que necesitan extraerlos directamente de una fuente alimentaria).

Pero el descubrimiento de los AA esenciales condicionales, aquellos que no son esenciales para los tejidos en buenas condiciones pero pasan a serlo para las células envejecidas o en fases de estrés celular. -(“Dietary Reference Intakes”. Food and Nutrition Board. Institute of Medicine of the National Academies.

The National Academies Press 2005), cambió totalmente la percepción que ahora tenemos de esta proteína.2

El colágeno hidrolizado (CH) es una mezcla de péptidos de colágeno que se obtiene de la gelatinización y posteriormente hidrólisis enzimática de colágeno nativo procedente de tejidos animales ricos en esta proteína.2

El hidrolizado enzimático de colágeno es absorbido correctamente cuando se administra por vía oral y se distribuye con gran afinidad en los tejidos de los cartílagos articulares.3

En la práctica, esto implica que una persona joven,  con una dieta equilibrada, que no someta sus tejidos a un desgaste excesivo ni padezca una enfermedad que afecte al tejido colaginoso, no necesita tomar un suplemento de colágeno asimilable. Sin embargo, a partir de los 25-30 años, las células humanas empiezan a reducir gradualmente su capacidad de sintetizar colágeno, de manera que anualmente perdemos un 1,5% de colágeno tisular. 

A los 45-50 años, los efectos de la pérdida de colágeno tisular ya son visibles presentándose como molestias y dolor articular (artrosis), pérdida de masa ósea (osteoporosis), arrugas y envejecimiento dérmico, entre muchos otros.

Entre los beneficios fundamentales del uso oral de colágeno hidrolizado, comprobados por estudios, se encuentran la reparación de la firmeza de la piel, la disminución del daño articular, el tratamiento de la osteoporosis y la prevención del envejecimiento.2

Estudios in vitro, realizados sobre cultivos de condrocitos y fibroblastos muestran que la presencia de péptidos de colágeno induce a estas células a sintetizar colágeno tisular y restantes componentes de los tejidos (proteoglicanos y ácido hialurónico). Este efecto es dosis dependiente y no se produce con colágeno no hidrolizado ni con hidrolizados de proteínas distintas al colágeno.2

En estudios in vivo, se ha detectado que la ingesta de CH conduce a un aumento significativo de la concentración de hidroxiprolina (Hpro) y de colágeno tipo I y IV en la dermis, así como a un incremento de la densidad de fibroblastos, y del diámetro y densidad de las fibras de colágeno dérmico.

También se ha comprobado que la ingesta de CH ayuda a suprimir el daño dérmico causado por la radiación solar UV-B y por el fotoenvejecimiento.2

En 2013, un estudio clínico relacionó la ingesta oral de péptidos de colágeno con las propiedades de extensión de las articulaciones de los dedos. El objeto de estudio fue la investigación del impacto de una composición peptídica de colágeno en la matriz extracelular de ligamentos y tendones de Aquiles.

Los resultados demostraron que la biosíntesis de ligamentos y moléculas fueron estimuladas por este colágeno fue estadísticamente significativo la expresión de ARN y síntesis de colágeno tipo I y III de 1.2 a 2.4 veces con respecto al control. También aumentó la síntesis de proteoglicanos y fibroblastos de ligamentos, así como de elastina (50% mayor que el control). Como conclusión del trabajo, se asegura que el suplemento de colágeno puede ser una opción interesante para el tratamiento y prevención de tendinopatías, así como reducir el riesgo de lesiones y ruptura.1

En conclusión todos estos estudios nos muestran que, el colágeno hidrolizado es una excelente fuente de AA de muy buena tolerancia, digestibilidad y biodisponibilidad. Recomiendan que al tomar 10 gramos diarios estimula y facilita la síntesis de colágeno tisular y,por lo tanto, ayuda a potenciar la regeneración de los tejidos colaginosos, previniendo y tratando las 

enfermedades degenerativas que afectan a los mismos (artrosis y osteoporosis) y también el deterioro dérmico. Porque el colágeno contiene del 16% de aminoácidos esenciales, un 60% de AA esenciales condicionales.2

Referencias

  1. Expósito C. SUPLEMENTOS DE COLÁGENO Y EFECTO EN EL TRATAMIENTO DE LESIONES ARTICULARES. 1st ed. Universidad Miguel Hernández; 2014.
  2. Martínez Valiente P. Suplementos de colágeno. 1st ed. UNIVERSIDAD COMPLUTENSE; 2017.
  3. Figueres Juher T, Basés Pérez E. efectos beneficiosos de la ingesta de colágeno hidrolizado sobre la salud osteoarticular y el envejecimiento dérmico. 1st ed. Madrid, España: Nutrición Hospitalaria; 2015.
Avatar

Diario Salud Estudiantil

Publicidad
Publicidad
Publicidad