Desarrollan primer exoesqueleto pediátrico para niños con parálisis

Ya está a la disposición para su comercialización internacional en hospitales y clínicas de rehabilitación el primer primer exoesqueleto pediátrico del mundo, para ser usado en niños con atrofia muscular espinal o con parálisis cerebral.

El aparato fue desarrollado por la científica española Elena García Armada, patentado por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y desarrollado por la empresa Marsi-Bionics.

El exoesqueleto obtuvo el "marcado CE" y las autorizaciones de la Agencia Europea de Medicamentos, por lo que podrá empezar a generalizarse su uso en hospitales y clínicas de rehabilitación.

El desarrollo de esta innovadora tecnología de la cual España es pionera llevó casi diez años. La misma está destinada a ayudar a los pacientes a caminar o como terapia de entrenamiento.

El aparato, denominado Atlas 2030, pesa 12 kilos y está fabricado en aluminio y titanio. Sus articulaciones imitan el funcionamiento de los músculos humanos y proporcionan a los pacientes la fuerza que necesitan para mantenerse en pie y moverse en cualquier dirección.

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad